Obtener Banner: 300x120 220x120 Más Opciones

Insolación

La insolación es un trastorno de la regulación térmica interna de nuestro organismo, es un problema muy serio que puede incluso llevar a la muerte si no se trata convenientemente.

Cuando realizamos ejercicios físicos intensos en ambientes de calor descuidando el descanso y la hidratación, podemos sufrir una insolación.

Síntomas

Los síntomas dependen del tiempo que hayamos estado expuestos al sol y de la gravedad.

En principio se manifiesta con dolor de cabeza, fatiga, vértigos, falta de apetito, fiebre ligera.

Si continuamos al sol pueden aparecer nauseas, vómitos, calambres, trastornos de la visión, fiebre alta (por encima de 40 ºC), pulso y respiración acelerada, colapso cardiorrespiratorio y la muerte.

Primeros auxilios

Debemos reducir el ritmo de absorción de calor y bajar la temperatura del cuerpo. Se tumbará al enfermo a la sombra en un lugar lo más fresco posible.

Para enfriarlo se le dejará en ropa interior, se le rociará con agua y se abanicará para aumentar la evaporación de la piel.

También se puede envolver al enfermo con una manta que empaparemos con agua regularmente para mantenerla fría.

Si la insolación es muy grave, tras el período inicial de enfriamiento, se puede sumergir al enfermo en agua lentamente y aplicarle masajes por el cuerpo.

Cuando la temperatura baje se puede detener el proceso de enfriamiento pero sin dejar de vigilar por si vuelve a subir. Además es importante re-hidratar al paciente del mismo modo que en caso de agotamiento por calor.


Suscríbete a campismoynaturaleza.com y recibe notificaciones por email cuando publiquemos nuevas entradas o haya nuevos sorteos.

Únete a otros 4.075 suscriptores


Deja un comentario